4 Pasos Para Salir del Ciclo de la Deuda

El comediante ‘Kin’ Hubbard dijo una vez: “La manera más segura de duplicar su dinero es doblarlo y ponerlo en su bolsillo”. Al parecer, los estadounidenses no han seguido su consejo.

Ya no es ninguna sorpresa que un número significativo de estadounidenses están viviendo de quincena en quincena. Lamentablemente, las investigaciones revelan que los estadounidenses están cargados con casi la misma cantidad de deuda que tuvieron durante la Gran Recesión.

En el tercer trimestre de 2008, América golpeó las profundidades de la recesión. En ese momento, la deuda total de los hogares era de 12,7 billones de dólares. Hace apenas un mes, la Reserva Federal de Nueva York pronosticó que la deuda total de las familias volvería a alcanzar ese nivel este año.

Menos prestatarios tienen deuda relacionada con la vivienda esta vez. En su lugar, tenemos un segmento de la sociedad esclavizada por préstamos para automóviles y estudiantes.

Quentin Fottrell en marketwatch.com reunió recientemente algunas estadísticas sorprendentes.

Encontró una encuesta en MetLife con datos que revelaron cómo el 49% de los empleados están “preocupados, ansiosos o temerosos por su actual bienestar financiero”.

Y, cuando la gente de “quincena a quincena” experimentó una dificultad financiera ellos recurrieron a ahorros, dinero prestado, o ambos.

Ésta es una situación triste. Para salir del ciclo de la deuda, primero hay que reconocer el problema, arrepentirse y desear un remedio duradero.

Y, ¡el remedio requerirá trabajo!

Primero, busque al Señor para ayudarse liberarse. ¡Afronte la situación de frente!

En segundo lugar, organícese y planifique su ataque. Comience con la Calculadora de Deuda para ahorrar la mayor cantidad de tiempo e interés.

En tercer lugar, haga sacrificios y no ceda ante la tentación.

Cuarto, elija vivir de acuerdo a los principios financieros que Dios nos dio en Su Palabra.

Como dice el Salmo 18:30: “El camino de Dios es perfecto; la palabra del Señor es intachable. Escudo es Dios a los que en él se refugian”.

Crown tiene un estudio bíblico en línea que examina lo que la Palabra de Dios dice acerca de nuestro dinero. El Estudio de Finanzas Personales MoneyLife se basa en las Escrituras y le capacita con herramientas prácticas para vivir cada día como buen mayordomo.